Seleccionar página

Te cuento desde el principio

 

Soy un ex-directivo de una PYME que a punto estuvo de ser una gran empresa. Viví la extraordinaria satisfacción de ver crecer una compañía que sentía como propia. Es imposible resumir 14 años de tu vida en solo un puñado de palabras, así que me limitaré a decir que empecé desde abajo, que me impliqué al 100% en un proyecto que me apasionó desde el primer instante y que aunque los últimos momentos fueron de una dureza casi divina, la conclusión final no puede ser otra que valió la pena.

 

Mirar atrás implica recordar un trabajo glamuroso, con capacidad de gestión, con poder de decisión, mucho personal a mi cargo y bien remunerado. Pero lo mejor de todo fue participar directa y activamente en la construcción y desarrollo de un negocio que creció de manera exponencial durante muchos años. La experiencia adquirida durante todos estos años junto con mi carácter emprendedor por naturaleza marcaron sin duda el rumbo de la siguiente etapa de mi vida.

 

 

Ahora sí…¡ Emprendiendo !

 

Soy emprendedor desde que tengo uso de razón. Tener mi propia empresa era algo que siempre supe que sucedería. Y así fue.

 

Empecé fundando Blabling.com. Un club social de conversación por videoconferencia para la práctica de idiomas y que pretendía ser una fusión real entre aprendizaje y entretenimiento. Una magnífica idea pero que estuvo técnicamente mal implementada. Contraté a un programador que no fue capaz de solucionar los problemas de incompatibilidades que surgieron y desapareció. Sin dejar ni rastro.

 

Resultado: mucho tiempo y dinero desperdiciado, una buena dosis de frustración, la necesidad de reponerme rápidamente y muchas lecciones aprendidas.

Y llegaron los éxitos

 

Me niego a mitificar el fracaso porque lo detesto, pero es una experiencia más y de la experiencia si eres humilde siempre se aprende. Quizá no el camino correcto, pero como mínimo algunos caminos equivocados.

 

Aprendí cosas muy importantes sobre publicidad. 

 

  • La publicidad es el pilar entorno al cual ha de construirse tu negocio
  • Debes empezar a hacer publicidad mucho antes de lanzar tu negocio
  • La mayoría de negocios fracasan por falta de inversión en publicidad
  • La publicidad NUNCA es rentable al principio. Si lo fuera, ningún negocio fracasaría
  • Cuanto más ingenio tengas menor deberá ser tu inversión en publicidad
  • La publicidad se cuece a fuego lento. Si tienes prisa gastarás mucho dinero y no obtendrás resultados
  • Debes invertir en estrategias publicitarias que perduren una vez acabe la inversión. Si es posible. Yo puedo hacerlo por ti o enseñarte a que lo hagas

 

Aprendí muchas más cosas, pero lo más importante es que aprendí que las cosas SIEMPRE se pueden hacer de otra manera

 

Y también puede comprobar que si no dispones de cantidades muy grandes de dinero ninguna agencia está dispuesta a “ayudarte” Algo que enseguida me propuse cambiar.

“Los puntos solo se unen hacia atrás”

La frase es prestada de la biografía de Steve Jobs, pero es que en mi caso debo reconocer que es verdad.

 

Cuando era pequeño ponía la televisión en busca de anuncios. Es curioso que mientras la mayoría de la gente los detestaba yo los buscaba para analizarlos. Me encantaban. Veía todo un arte tras esas mini producciones de las que todo el mundo decía que nunca influirían en sus decisiones de compra. ¡Qué tontería! Nadie escapa (escapamos) a las redes de la publicidad.

 

Pero eso pasó hace ya mucho tiempo.

 

Sin embargo, más recientemente cuando se estaba programando Blabling.com entendí que debía contratar a una agencia de publicidad profesional. Alguien que me ayudara la difícil labor de dar a conocer al mundo la existencia de mi nuevo negocio.

 

Empezaron las sorpresas.

 

Empecé a buscar como tú mismo lo harías. Como cualquiera lo haría, a través de Google. No recuerdo los términos de búsqueda que utilicé pero si recuerdo los resultados que obtuve. ¡Millones y millones!

 

Mi primera impresión fue que había saturación de mercado y que tendría montones de opciones entre las que escoger.

 

¡Nada más lejos de la realidad!

 

Dediqué muchas horas a visitar e investigar en las webs de las agencias. Tomé apuntes, valoré pros y contras en función de las impresiones que cada una me causó y contacté con cinco de ellas a través de sus formularios de contacto.

 

Tic..toc..tic..toc

 

Sólo respondieron dos. Increíble. Había llegado a algunas de ellas a través de anuncios de Adwords. Habían pagado porque gente como yo llegara a su página y una vez llegué ni siquiera me respondieron.

 

Si alguna vez eres cliente mío, por favor, jamás hagas eso.

 

Pero esto no acabó aquí. Como te he comentado dos de ellas sí que respondieron, así que todavía podía tener algo de fe en el ser humano

 

Me entrevisté con las que se tomaron las molestias de responderme. Más de una hora de reunión en cada una de ellas en las que el mayor interés que vi fue intentar averiguar cuanto dinero tenía para ver si era una presa interesante o no. ¿Cuál era mi servicio? Si era vendible o no (tonterías todo es vendible) como enfocaríamos la/s campa/s eran temas secundarios.

 

No entendía nada.

 

Me preguntaron todas las dudas por las que justamente yo buscaba a una agencia especializada para que me ayudara

  • ¿Cuál es tu target?
  • ¿En qué países te quieres dar a conocer y cómo?
  • ¿Qué medios quieres utilizar para promocionarte?

 

 

Las preguntas se sucedían y mis interlocutores parecían no entender cómo no tenía clarísimas todas esas cuestiones. Mientras yo pensaba estupefacto que si tuviera la respuesta de todas aquellas preguntas no necesitaría la ayuda de nadie.

 

Pese a todo las reuniones terminaron amigablemente y quedamos en que me enviarían una propuesta que jamás llegó.

 

Sin embargo las casualidades de la vida me pusieron en contacto con una agencia de comunicación especializada en redes sociales formada por gente joven y claramente honesta con la conecté enseguida.

 

Les comenté mi proyecto. Les gustó y tuvieron dudas sobre a quien dirigirlo. Las mismas dudas que yo tenía. Pero algo fue diferente, me propusieron como resolver las dudas, me hicieron una propuesta económica y me explicaron claramente las expectativas que podía tener. Fue una excelente experiencia.

 

Pero todo el proceso en el que me vi envuelto. Todas las vueltas que di en busca de una orientación (muy sencilla) que nadie me dio junto con una vocación real de ayudar a los demás me hizo pensar que debía dedicarme a esto. A ayudar y a la gente a arrancar sus negocios y a hacer sus sueños realidad. A evitarles dar tumbos inncesarios y a focalizarse rápidamente en lo verdaderamente importante.

 

Me puse en marcha 

 

  • Me certifiqué en Google Adwords
  • Estudié a fondo Facebook Ads
  • Empecé a compartir conocimiento y experiencia en mi podcast “Emprendedores on fire”
  • Empecé a trabajar de manera profesional en publicidad
  • Creé cursos15.com un portal de formación en donde tengo oportunidad de enseñar todo lo necesario para publicitar y crear un negocio online. Otro gran éxito. Los primeros clientes llegaron el mismo día del lanzamiento.

 

Algunas cosas + SOBRE MI

Dedico cada día un mínimo de 1 hora a formación. Algo nuevo de marketing e inglés es imprescindible para mi

#formacionforever

Me encanta leer desde siempre. Últimamente leo demasiado libro sobre negocios, pronto volveré a la novela 

#megustaleer

Me encantan las frases de motivación, aunque creo que algunas pueden ser dañinas si no las sabes interpretar.

#nodepaolocoelho 😉

Hace mucho tiempo que dejé de ver la televisión, eso si, cada vez me gustan más las series. ¡Gracias Netflix!

#nomastele

Siempre consigo aquello que me propongo. Por ejemplo, me propuse que leyeras esto.

#objetivocumplido

#miprimeraempresa

Mi primer ordenador fue un Sony MSX 2. Con él aprendí algo de programación en basic.

#miprimerordenador

En casa he reducido el consumo de carne a cero. Me siento mucho mejor con una dieta vegetariana. 

#asimuchomejor

Tengo un equipo de colaboradores increíble

#orgullosodemiequipo